El Qualcomm Snapdragon 865 podría hacer peores a los flagships de 2020

Publicado el por Daniel Pérez Alvarez


A comienzos de diciembre vimos cómo Qualcomm le quitaba las vendas al Snapdragon 865, su nuevo procesador premium. Se trata del primer procesador con módem 5G integrado pero tras revelarse sus especificaciones técnicas supimos de un detalle controversial: el Qualcomm Snapdragon 854 no tiene un módem LTE dedicado.

Eso quiere decir que mientras un smartphone equipado con un Qualcomm Snapdragon 865 esté utilizando conectividad 4G esta información se codificará con el mismo módem que sirve para conectarse a redes 5G. Lo que, en última instancia, significa que los flagships con un Snapdragon 865 al utilizar conectividad móvil serán, la mayoría del tiempo, ineficientes.

El Qualcomm Snapdragon 865 podría ser un retroceso en calidad

A todas luces el Qualcomm Snapdragon 865 parece esta forzando un salto al mundo de la conectividad 5G. La infraestructura para este tipo de tecnología está no solo limitada aún a muy pocos países, sino que dentro de esos países es en muy pocas ciudades, incluso en muy acotadas zonas en donde podemos aprovechar estas velocidades.



En vista de que la conectividad 5G está aún en pañales y que tenemos al menos dos años más de desarrollo hasta que tenga un verdadero alcance de consideración global que el Snapdragon 865 no tengan un módem dedicado para conectividad 4G LTE es ser obstinadamente optimista y, potencialmente, dramáticamente desconsiderado.

La mayoría de flagships que veremos anunciados en 2020 con un Snapdragon 865 a bordo necesitarán de más que generosas baterías por culpa de un SoC que estará constantemente funcionando como si estuviera en contacto con redes 5G al utilizar datos móviles para la navegación. Eso reducirá drásticamente la vida útil de las baterías que acompañen al chip.

El Qualcomm Snapdragon 865 no tiene un módem LTE y las consecuencias que ello podría traer ya las hemos visto en otro infame salto generacional de procesadores premium del fabricante norteamericano.

Cuando Apple anunció para el iPhone 5S el primer chip del mundo preparado para procesador información en 64-bits, Qualcomm apuró la transición del Snapdragon 801 al Snapdragon 810. Y este último resultó ser el primer chip de 64-bits de Qualcomm, pero también el primero en no poder explotar su potencial completo por estar constantemente caliente.

Quizá no veamos en los Snapdragon 865 los mismos graves problemas de rendimiento que vimos en los Snapdragon 810, pero ciertamente se trata de un chip que será inexcusablemente ineficiente.

Fuente: Ars Technica



Sobre Daniel Pérez Alvarez

Desde chico me vi rodeado de tecnología: equipos de música, computadoras, teléfonos celulares, etc. Fanático de los videojuegos, la literatura y de la llamada "cultura geek", un día descubrí mi pasión por escribir y hoy conseguí aunar dos realidades siempre presentes en mi vida: la escritura y la tecnología.