Samsung Galaxy A20, primer vistazo: El potente y estilizado hermano menor de la serie Galaxy A

10 abril 2019 | Actualizado 9 mayo 2019, 13:05


En 2019 Samsung ha decidido revolucionar su serie Galaxy A de smartphones de mediana gama abriendo un amplio espectro de dispositivos que recorren nueve jerarquías diferentes, diferenciando todas ellas con diferentes decenas.

El Samsung Galaxy A20, al igual que el Galaxy A30 y el Galaxy A50 fue uno de los primeros en presentarse oficialmente pero lo hizo de manera elusiva, sin demasiada publicidad, en Rusia. Así las cosas, este es quizá uno de los más interesantes Galaxy A de la serie 2019.

Con un Infinity-V AMOLED Display, el Samsung Galaxy A20 podrá no tener las características de hardware más potentes de entre todos sus hermanos, pero sí es uno de los más potentes smartphones que Samsung haya lanzado a ese precio.

 

Samsung Galaxy A20, especificaciones técnicas

  • Cuerpo: Frente cubierto por vidrio y dorso de plástico
  • Pantalla: Super AMOLED Infinity-V display de 6,4 pulgadas con resolución HD+ de ratio de aspecto 19,5:9 (1560 x 720 píxeles) con densidad de imagen de 268ppi y notch con forma de gota de agua
  • Cámara trasera: 13MP, f/1,7, AF, ancho angular +  5MP, f/2,2, sensor de profundidad. Flash LED, fotos panorámicas y soporte para HDR. Videos en calidad 1080p a 30fps
  • Cámara delantera: 8MP, f/2,0. Videos en calidad 1080p
  • OS: Android 9.0 Pie con One UI
  • Procesador: Exynos 7884 octa-core (2x Cortex-A53 1,6GHz y 6x Cortex-A53 1,35GHz). Tecnología de proceso de 14nm
  • Batería: 4000mAh no removible
  • Conectividad: SIM simple o dual, Wi-Fi 802.11 b/g/n, Bluetooth 4.2, A-GPS, microUSB 2.0, puerto de audio estándar de 3,5mm, NFC (según región)
  • Extras: Samsung Pay (según región), lector de huellas trasero; reconocimiento de rostro
  • Precio: Aproximadamente €200

Samsung Galaxy A20

Una increíble pantalla entre pares

El Samsung Galaxy A20 es hasta ahora el más humilde de todos los Galaxy A de la generación 2019. Pero ser un smartphone entry-level en la familia Samsung tiene beneficios inmejorables si los comparamos con sus competidores. Principalmente, su pantalla.

Samsung Galaxy A20

El Galaxy A20 luce una pantalla Super AMOLED Infinity-V con muesca en forma de discreta gota de agua pero con la calidad que solo un panel AMOLED fabricado por Samsung puede proveer. Y, por si fuera poco, tiene una enorme diagonal de 6,4 pulgadas que es difícil de encontrar entre otros dispositivos de su jerarquía.

La resolución de este display es HD+ con ratio de aspecto 19,5:9 (1560 x 720), por lo que incluso la definición de imagen está por encima de lo que esperaríamos de un smartphone tan económico. Su densidad de imagen es de 268ppi, ya más en línea con su estatus de entry-level.

La definición de imagen del Samsung Galaxy A20 está por encima de lo que esperaríamos de un smartphone tan económico

El diseño frontal del Galaxy A20 está rodeado por delgados biseles laterales que sostienen su grosor en el margen superior hasta ensancharse para la obvia muesca frontal. Por debajo, el display está contenido por un grueso bisel que hace las veces de mentón.

Interrumpido solo por una discreta muesca en forma de gota o, en términos de Samsung, en forma de "V" redondeada, el Samsung Galaxy A20 ofrece una calidad sin igual en el departamento de su display si lo comparamos con otros dispositivos de si mismo rango de precio.

 

Imponente frente, recatado dorso

En cuanto a su diseño, toda la innovación y la etiqueta que luce el Samsung Galaxy A20 en su frente contrasta drásticamente con su frugal contracara. Puro color, un discreto compartimento para su cámara dual con un flash LED flanqueando las lentes alineadas verticalmente y un lector de huellas dactilares en una posición tradicional.

Todo lo demás es llanura. De color, pero llanura al fin. No que no vayamos a encontrar lo mismo en la cara posterior de cualquier otro smartphone entry-level, pero deja especial sabor a poco con el Samsung Galaxy A20 por su agradable frente con aspecto de flagship.

Este cuerpo trasero es una carcasa de plástico brillante que se engrasa fácilmente, mientras que en el frente vuelve a notarse la calidad que Samsung pone en la imagen y el cuidado de sus pantallas, pues el frente es de vidrio.

En la arista superior encontraremos la bandeja de tarjetas SIM y microSD. En el costado derecho encontramos los tradicionales botones de encendido/bloqueado de la pantalla, así como el controlador de volumen. Por último, la arista inferior es hogar para el puerto de audio estándar de 3,5mm, el puerto de carga microUSB 2.0 y su speaker.

Como aspecto a destacar, una vez más, tenemos que decir que es su frente en donde encontraremos lo mejor del diseño del Galaxy A20. El contenido multimedia, la captura de fotografías y el color de su pantalla es de una calidad superlativa.

 

Memoria pequeña, gran procesador

El Samsung Exynos 7884 que luce el Galaxy A20 en su interior no es otra cosa que un procesador de mediana-baja gama con una potencia más que suficiente para un smartphone como este pero que dejará, quizá, deseando a los amantes del gaming y los juegos de alto rendimiento.

Este chip consta de ocho núcleos, dos de los cuales -los de alto rendimiento- trabajan a una frecuencia de 1,6GHz, mientras que los restantes seis tienen una frecuencia de trabajo de 1,35GHz.

Así las cosas, el Exynos 7884, como cualquier otro chip fabricado por Samsung y optimizado para sus dispositivos, responde bien bajo presión, pero es el clásico caso de SoC que falla cuando las memorias están atestadas, algo que es fácil con tan solo 32GB de almacenamiento.

El almacenamiento interno del Galaxy A20 es algo restringido, pero al menos expandible

Afortunadamente, el Samsung Galaxy A20 nos permite extender su almacenamiento en hasta 512GB vía tarjetas microSD y sabemos que Samsung ya se encuentra fabricando sus propias microSD de este tamaño, así que serán mejores amigos un producto y el otro.

Con 3GB de memoria RAM el Galaxy A20 puede soportar un día intensivo de uso en redes sociales, reproducción de videos y alternancia entre apps de ese estilo. No es mucha memoria RAM, pero tampoco es poca para un uso casual.

Una gigantesca batería sin carga rápida

La batería del Samsung Galaxy A20 es de 4000mAh. Quienes están la tanto del tamaño de las baterías que otros smartphones de Samsung por fuera de la serie Galaxy A2019 portan sabrán que es una batería en particular generosa.

Nos hubiese gustado ver en el Galaxy A20 soporte para carga rápida para su batería

El único defecto es que aunque es más que posible para el Samsung Galaxy A20 no gastar su batería en un solo día, sí tendremos que esperar varias horas para esperar a que se complete su cargado, pues no cuenta con soporte para tecnología de cargado rápido.

Un ojo en la frente y dos en la espalda

En 2017 habríamos dicho de la configuración de cámaras del Samsung Galaxy A20 que estaba en la completa vanguardia con una lente en su cara frontal y dos en su cara dorsal. Hoy las cámaras duales son prácticamente un estándar de calidad fotográfico y, por suerte, el Galaxy A20 cumple.

La cámara posterior del Samsung Galaxy A20 está compuesta por una lente de gran angular con sensor de 13 megapíxeles y apertura f/1,9 y por un sensor de profundidad de 5 megapíxeles con apertura f/2,2, demostrando con estas aperturas que es más que posible tomar fotografías con el Galaxy A20 en condiciones lumínicas desfavorables.

Samsung Galaxy A20 cámara dual

Todo el módulo de la cámara dual cuenta con autofocus, detección facial y de sonrisa y HDR y es capaz de capturar videos en calidad 1080p a una velocidad de 30fps. Los videos con la cámara frontal también de calidad 1080p, pero no tienen la garantía de correr a 30fps estables.

Al tener dos lentes y ser una de ellas una lente para captar profundidades podremos contar con el flamante efecto bokeh en nuestras fotos, que nos permitirá regular el grado de distorsión de los elementos en segundo plano para brindarle realce a los de primer plano.

El Galaxy A20 permite tomar fotos con efecto bokeh por un precio accesible

Incluso la cámara frontal, con sensor de 8 megapíxeles, tiene una lente con apertura f/2,0, lo que significa que tampoco la escasa luz será un problema para capturar fotografías con claridad de colores.

Software

Android 9.0 Pie está instalado desde fábrica con todos los Samsung Galaxy A20 y esto es para celebrar teniendo en cuenta todo lo que tardó Samsung en comenzar a lanzar smartphones con la última versión hasta ahora lanzada de Android.

Lo acompaña, además, la nueva interfaz One UI para displays Infinity, algo que necesitaremos por su diseño ergonómico para pantallas grandes. Esto significa: íconos importantes, notificaciones, menúes y todo lo táctil y de constante demanda interactiva estará cómodamente al alcance de los usuarios del Samsung Galaxy A20.

Extras

En el Samsung Galaxy A20 aún podremos usar nuestros auriculares gracias a la entrada de audio estándar de 3,5mm que poco a poco parece estarse extinguiendo en los flagships.

También podemos contar en esta unidad con conectividad Bluetooth 4.2, Wi-Fi 802.11 b/g/n, A-GPS/GLONASS y NFC para aplicaciones de pago electrónico como Samsung Pay que, lamentablemente, no está disponible en todas las regiones del globo.

Veredicto

No cabe dudas de que, por su precio, el Samsung Galaxy A20 entrega una cámara dual y un display de calidad muy superior a la de sus principales competidores en el mercado de teléfonos de nivel inicial.

Es cierto que en comparación con esos mismos smartphones el Galaxy A20 quizá le saque algunas decenas de dólares de ventaja, pero la compensación en su hardware es notable y vale realmente la pena.

Precio del Galaxy A20

Lanzado primero en Rusia y con aspiraciones de llegar a Estados Unidos y Europa en las próximas semanas, el Samsung Galaxy A20 tiene un precio de lanzamiento de €200, es decir, aproximadamente US$225.